Seguidores

lunes, 17 de abril de 2017

INTÉNTALO Y TE SORPRNDERÁS


Inténtalo y te sorprenderás,
Si con el corazón intensamente buscas,
Siempre encontrarás ese lugar
Donde sentirás la calma.
El alma se acalla y encuentra su paz.
Flotarás con el viento,
Caminarás en la luz del amanecer,
Envuelto en soplos de seda
De una media noche azul,
En un cielo de misterio y magia.
Aprenderás a guardar un secreto
Y el recuerdo de un amor imposible,
Escuchar una voz, más allá del silencio,
El Suave murmullo del río
Y la brisa de las olas del mar.
 
Aunque todo parezca imposible y lejano,
Por un sueño en pedazos ya roto,
Mirar a lo alto con FE sin nubes de duda,
Te dará la fuerza para romper
Las cadenas de la soledad.
 
Inténtalo de nuevo nunca te canses,
No te rindas, si fuera preciso repite mil veces
Hasta conseguir esa paz tan ansiada
Y llegar en un suave arrullo
A escuchar la voz amada.

Del hermoso corazón de Ginebra he recibido esta preciosa postal.
He salido muy bien, ya que ni soy tan joven ni tan guapa.
Pero el detalle me ha llegado inesperadamente y se ha calado en mi alma.


Gracias preciosa, y talentosa jovencita.
Esta composición es para saludar las dos juntas, a toda alma que a este espacio se asome, y a la vez, agradacer a Ginebra el maravilloso detalle de regalarme esa preciosa postal.
A nuestra amiga se la puede visitar aquí.

 

lunes, 3 de abril de 2017

MAR DE SUEÑOS


Sea of Dreams-Just for You


Qué es lo que siento a cada paso que doy, parece que mi alma cansada se adormece.
¿Será ese el sentimiento que invade el corazón humano en esta vida de desconcierto y cruel desorden?
Con los desajustes que produce la ambición, la indiferencia y el olvido, así es como me siento.
Sumergirse en una luz de embeleso mi alma busca, algo tan dulce y halagüeño que en esta vida no existe.
Esos deseos quedan sepultados en lo más profundo del ser, sólo algún pequeño reflejo de ese resplandor llega a filtrarse dibujando sonrisas en un rostro entristecido por la injusticia actual.
Nadar en un mar de sueños imposibles y cumplirlos, es el ansia de mi alma.


 
Mares, océanos, olas, 
Arena fina en sus playas,
Donde mi sueño eras tú
Cuando yo era una zagala.
Desde entonces, y hasta hoy,
Horas de paz y alegría
Ligeras como la pluma del Ángel
Revolotean entre la brisa hechicera.
 
Dejándome sumergida
En esos mares de ensueño
Sentimientos y emociones
Que siguen vivos, no han muerto.
 
Y en océanos revueltos,
Afloran bellos instantes,
De aquel único recuerdo
De un tiempo que pasó.
 
Y por soñar, yo soñaba
Que feliz era en tus brazos,
Mirándome en tus ojos
Invadiéndome  la calma.
 
Todo lo puro y lo bello
De una tarde soleada
En tibio sol de primavera
Se guardan con luna clara.